A la pared!

Años atrás, las fotografías se imprimían, se veían en papel, se tocaban, se cuidaban. Ahora, todo es inmediato y (lo que para mi es peor) muy perecedero. Si ayer colgaste una foto y no la vio alguien, es muy probable que no la vea de aquí en más. Imprimir las fotos tiene un aire nostálgico, pero desde el punto de vista artístico… no tiene nada que ver la foto impresa a cómo se ve en el monitor. Es otra historia. Estamos muy contentos que Sandra y Juián, recientemente inaugurada paternidad, tengan una foto de su embarazo impresa en 70×100!.

Gracias pareja!

 

By | 2013-05-06T15:04:13+00:00 Mayo 6th, 2013|Categories: El Blog|0 Comments

Leave A Comment