Lightroom vs. Capture One

Capture One Pro 8 vs. Lightroom CC

Luego de unos días de usar Capture One Pro 8 y unos años de Lightroom… aquí van las primeras impresiones.

La Selección de Fotografías

Lo primero que hago luego de una sesión, es seleccionar las fotos. Si pasar de una foto a la siguiente es lento, pues hacer esto con un volumen de fotos importantes (por ejemplo, en una boda) puede resultar un procedimiento tedioso. LR es más lento que Capture One, pero Capture One TAMPOCO es rápido. Lo mejor, es utilizar para esta tarea Photo Mechanic. No hay color. La selección es rapidísima, los previews son perfectos.

Sesiones y Catálogos

A diferencia de LR, donde todo son catálogos, Capture One permite tener Sesiones y Catálogos. Una sesión es cuando hacemos una sesión fotográfica en estudio, por ejemplo. Ese conjunto de archivos que genera Capture One se puede mover muy fácilmente entre diferentes ordenadores. La idea de la sesión es que sea de un “tema único” básicamente. O sea: una sesión de “moda”. Si quiero hacer una sesión al día siguiente de beauty, pues hago otra sesión llamada “Beauty”, no sigo poniendo fotos en la sesión de “moda”. El catálogo es el equivalente en LR de los catálogos: una biblioteca de fotos donde podemos encontrar rápidamente las fotos de diferentes sesiones. Podemos tener un catálogo maestro e importar diferentes sesiones allí, para tenerlas para futuras referencias.
Esto no me varía mucho en mi workflow de LR, ya que hago esto continuamente: cada vez que realizo una sesión la hago como un catálogo nuevo que luego importo a mi catálogo principal. La diferencia principal está en que Capture One no llama a todo “Catálogos” sino sesiones y catálogos (hay más diferencias, pero la principal es ésta).

Tethering

Una cámara+un cable+un ordenador=sacar una foto y ya verla cómo ha salido directamente en Lightroom o Capture One. ¿Fácil, no? Pues no, al menos para LR. La captura conectada a la cámara es muy superior en Capture One que en Lightroom. Primero: nada de desconecciones. En LR y de forma aleatoria, tanto con la D800 como con la D700, sufría desconecciones, no siempre funcionaba correctamente. Además, si apagas la cámara, tienes que decirle a LR otra vez que empiezas una captura conectada. En Capture One no tienes que decirle nada al programa. Si detecta una cámara conectada y empiezas a disparar, las fotos van directamente a tu sesión. Ya puedes apagar la cámara, volverla a encender, desconectarla o hacer lo que quieras. Capture One si la cámara está encendida y conectada, funciona. A la primera.

Lightroom Mobile vs. Capture Pilot

Conectas el iPad a tu Mac (sin cables obviamente) con Capture Pilot y Capture One. Disparas. Y la foto, en poco tiempo, te aparece en pantalla en tu iPad. Tu iPad puede estar en la misma habitación o en China. La imagen aparece. ¿Qué significa? Que tu puedes estar disparando para un cliente en Singapur y este cliente puede estar viendo la sesión “en vivo” y comentar sobre la misma. Con Lightroom Mobile puedes hacer esto, pero en funcionalidad y en la forma de trabajar… mejor olvídalo. Es un engorro..

Procesador de imágenes

Lo que es más importante: como procesador de imágenes, Capture One es muy superior a Lightroom. Punto. Ves una imagen en LR y otra en CO y no hay color (y nunca mejor dicho). Sin embargo, luego de estar varios años con LR, me está costando la interfaz de CO. Porque para mi, aún no es tan intuitivo como lo era LR.

Pero vayamos a procesar una imagen: una vez que encuentras cómo se hace (viniendo de LR me ha costado un poco), Capture One te sorprende con pequeños detalles, principalmente en lo que tiene que ver con el color de la piel, el tratamiento de colores en general y un sinfín de pequeños detalles.

Dónde Lightroom supera a Capture One… y por mucho.

Presets (“Ajustes preestablecidos”). Tan sencillo como esto. En Capture One vienen algunos presets (en terminología de este producto, “Estilos”). Y puedes encontrar alguno más por ahí. Pero ni pienses que tendrás la millonésima parte de los que hay en el mercado para LR. Al final al menos yo, utilizo muy pocos presets en LR. No más de 4 o 5, tres de color y dos de byn para ser exacto. Pero no hay forma de llevar esos “presets” de LR a Capture One. Y me gustan mucho, mucho.

También hay una función muy importante para mi que es la “marca de agua”. Algo tan sencillo en LR, en CO está muy mal hecho. Si tienes que poner una imagen como marca de agua en una sesión, es muy posible que si las fotos las has reencuadrado, la marca de agua no te quede del mismo tamaño en todas las fotos. Una aberración.

Conclusiones

Aún es muy pronto para sacar conclusiones. Sólo hace una semana que utilizo CO 8 y no es tiempo suficiente aún para decir mucho más. Puedo decir que me gusta mucho y que si lo que quiero es mejor calidad en mis imágenes, es superior. Pero también he de decir que no me gustan algunos detalles en los que con Lightroom me manejaba como pez en el agua, y un trabajo diario requiere fluidez. Si la consigo en CO 8… pues seré un cliente más. Si no… pues volveré a LR.

By | 2016-11-16T16:22:37+00:00 Noviembre 2nd, 2015|Categories: El Blog|Tags: , , , , , , |0 Comments

Leave A Comment